Motivarse para adelgazar

Muchas veces, el motivo principal por el que las personas abandonan su propósito de adelgazar es porque se les termina la motivación y terminan por abandonar su vida sana y atacar al primer bocadillo de chorizo que se les pone delante o a la tableta de chocolate. Es importante mantener la motivación para poder cumplir tu objetivo de pérdida de peso, por eso, en unComo te damos algunas claves que te mostrarán cómo estar motivado para adelgazar. Son sencillos trucos que conseguirán que veas cumplido tu propósito sin demasiado esfuerzo, ¿te apuntas?

Pasos a seguir:
1

Un plan de adelgazamiento con fecha fin. Para estar motivado para adelgazar es importante que establezcas una fecha límite en la que dejarás de hacer una dieta hipocalórica y empezará el momento del mantenimiento. Marcarse una fecha máxima hace que sea más fácil cumplir tus objetivos e ir avanzando día tras día con motivación y sintiendo que te estás autosuperando.

2

Haz un seguimiento constante de tu evolución. Además de marcar una fecha límite, una manera de motivarse para adelgazar consiste en llevar un control exhausto de la evolución de tu esfuerzo; en este sentido, es importante que establezcas un día a la semana para llevar a cabo tus cálculos: peso, medidas, etcétera. Apúntalo todo en un diario y verás cómo tus esfuerzos valen la pena, algo que te ayudará a seguir motivado para adelgazar.

3

Organiza un menú semanal. Otro de los motivos que más desmotivan a las personas que quieren perder peso es el aburrimiento que sienten cuando entran en la cocina y tienen que prepararse la comida. Los menús de las dietas suelen ser platos muy similares entre ellos y cocinados de una manera sosa y con poca gracia; por eso, es importante que para poder estar motivado para adelgazar cambies cada semana de menú, así, no te será aburrido ni monótono continuar con la dieta.

4

Innova con otras recetas bajas en calorías. Cuando queremos hacer dieta, es probable que lo primero que compremos en el supermercado sean proteínas como pollo o pavo y verduras; esto hace que la mayoría de nuestros platos terminen siendo aburridos y simples. Por eso, es importante que para conseguir estar motivado para adelgazar innoves tus platos y busques ideas de recetas light que son muy sabrosas y perfectas para tu dieta.

5

Date algún capricho bajo en calorías de vez en cuando. Si estás pensando en hacer una dieta durante un tiempo bastante largo, es importante que cuando el ánimo decaiga tengas en tu despensa algunos productos que te alcen el ánimo sin que te perjudiquen en tu proyecto de perder peso. Por ejemplo, nunca está de más tener algunas galletas de chocolate aptas para las dietas o chips ligeras que te saciarán un poco las ganas de picotear.

Eso sí: debes tener en cuenta que estos productos deben ser esporádicos y tan sólo deberás recurrir a ellos cuando creas que ya no puedes más. Ten en cuenta que siempre es mejor “pecar” comiendo un postre bajo en calorías que pedirse una pizza a domicilio.

6

Premia tus esfuerzos. Ya te hemos comentado que es importante que lleves un control exhaustivo de tu evolución para, así, mantener la motivación para adelgazar; sin embargo, además del control semanal, también es recomendable darse algunos premios personales que te motivarán aún más y conseguirán que continúes con tu objetivo.

Por ejemplo, puedes establecer que si de una semana a otra pierdes 1.5kg te comprarás esas botas que llevas tiempo deseando. Es un buen truco para estar motivado para adelgazar y conseguir no desistir rápidamente.

7

Alíate con una persona que también quiera bajar de peso. De sobras es sabido que, para poder triunfar con un plan de adelgazamiento, es muy favorable tener a alguien cercano que esté en tu misma situación. De esta manera, podéis motivaros conjuntamente, podéis intercambiar recetas saludables e, incluso, podéis apuntaros juntos a un gimnasio o salir a correr cada tarde. Si hay alguien a tu alrededor que quiera hacer dieta, alíate con él: te será mucho más fácil estar motivado para adelgazar.

8

Cambia tu rutina de ejercicios. Otro de los factores que hacen que más personas terminen dejando atrás la idea de adelgazar es porque se aburren de su entrenamiento diario. Cualquier plan de adelgazamiento incluye la práctica regular de ejercicios, por eso, es importante que innoves en tu rutina y que vayas probando otros entrenamientos para no caer en la rutina y en el aburrimiento.

Por ejemplo, si tu entrenamiento es en el gimnasio, organiza un planning en el que alternes el uso de las máquinas; así, conseguirás que el ejercicio no se vuelva monótono. Si te gusta ir a correr o hacer bicicleta al aire libre, ve cambiando de ruta, ponte en competencia contigo mismo, escucha música distinta, etcétera.

9

Sé realista con tus propósitos. Otro de los factores imprescindibles para poder estar motivado para adelgazar consiste en que las metas que te fijes sean realistas y acordes con tu cuerpo; es decir, no pretendas que te quepa esa pieza de ropa que te cabía hace 15 años porque debes tener en cuenta que tu cuerpo no es el mismo que entonces. Para poder continuar con la motivación es importante que tus objetivos sean realistas y asequibles, sino, es muy fácil que termines tirando la toalla.

Fuente: Mundo Deportivo

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: El contenido está protegido !!