¿Es posible perder peso sin ejercicio?

La forma más efectiva y recomendada para perder peso es llevar una alimentación sana y equilibrada y realizar ejercicio físico, pero no todo el mundo es capaz de permanecer constante con sus rutinas de entrenamiento y deporte, sobre todo si no has incorporado nunca este hábito.

Por suerte, esto no quiere decir que adelgazar sea una tarea imposible. Si no eres aficionada al deporte y calzarte las zapatillas es un esfuerzo para ti, también hay otros trucos que puedes poner en práctica y conseguir perder peso.

Aunque una vida activa es clave para tu salud, la mayor parte del peso que perdemos es gracias a una alimentación adecuada, por lo que tendrás que prestar un poco más de atención a lo que comes.

Desayuna como una reina

La primera comida del día es una de las más importantes y en el caso de que queramos perder peso se convierte en esencial. Es importante no saltarse ninguna comida, pero también consumir en cada momento lo que nuestro cuerpo necesita.

Cuando tenemos todo el día por delante, necesitamos que nuestro cuerpo se cargue de energía, esto puedes conseguirlo con un desayuno completo, que además te ayudará a permanecer saciada por más tiempo, lo que te mantendrá lejos del temido picoteo entre horas.

Cuida lo que comes

El primer paso para comer bien es comprar bien, los alimentos frescos y las recetas sanas pueden convertirse en tu mejor aliado a la hora de perder peso.

Apuesta por alimentos ricos en fibra, como las verduras y la fruta, que siempre deberían formar parte de nuestra dieta pero que además aportan pocas calorías y resultan muy saciantes, lo que hace que nos sintamos llenas por más tiempo.

Se recomienda el consumo de grasas buenas, que son las que nuestro cuerpo necesita y las puedes obtener gracias al aceite de oliva, al aguacate, pescados como el salmón o los frutos secos.

Cómo comes también cuenta

A la hora de perder peso también debemos prestar atención a la forma en la que comemos. El mindful eating va ganando cada vez más adeptos y es así porque aboga por dedicarle al tiempo de comida la atención que merece.

Siéntate a la mesa, sin distracciones y prestando atención a la comida, masticando con calma cada porción y conseguirás, no solo mejorar tu digestión, también ayudarás a tu cerebro a ser consciente de cuándo has comido suficiente para sentirte llena y no comer más de lo que necesitas.

¿Descansas lo suficiente?

Si tu objetivo es perder peso, es importante dormir las horas adecuadas. Cuando no dormimos lo suficiente, aumentan los niveles de grelina, que estimula el hambre y reduce el gasto energético. Intenta mantener unos hábitos de sueño correcto y dormir por lo menos 7 horas diarias.

Camina

A pesar de que perder peso sin hacer deporte es posible, no conviene llevar una vida sedentaria, por lo que es importante mantenernos activas.

Desde la OMS (Organización Mundial de la Salud) recomiendan hacer unos 150 minutos de ejercicio semanal, por lo que siempre que puedas cambia el ascensor por las escaleras o camina todos los días, unos 10.000 pasos son el mínimo recomendado.

Si quieres perder peso de forma más rápida, lo mejor es combinar tu dieta equilibrada con algo de ejercicio físico, que aumenta el gasto energético, pero también tonifica nuestro cuerpo. Dicho esto, antes de empezar cualquier tipo de alimentación y ejercicios centrados en perder peso, es fundamental que consultes a los médicos y facultativos profesionales de esto para que puedan aconsejarte qué es lo mejor para ti y lo que tu cuerpo necesita.

LEER ARTÍCULOS RELACIONADOS

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: El contenido está protegido !!